Vecinos del municipio de Boada, con su alcalde a la cabeza, se concentran a las puertas de su consultorio para protestar por la ausencia de profesionales sanitarios y de consulta médica desde hace semanas, una situación que califican de insostenible y extienden al resto de pueblos de la provincia.

 “los consultorios siguen cerrándose y vaciándose, la asistencia médica en los pueblos va desapareciendo, eso es lo que a día de hoy sigue pasando” ha denunciado Fernando Rubio, tras asistir, en señal de apoyo, a  la concentración convocada a las puertas del consultorio médico de Boada en protesta por el cierre del centro, la falta de médico y de consultas desde hace varias semanas en este municipio.

La concentración de protesta, además de la participación del portavoz socialista en la Diputación, también ha contado con la presencia del alcalde, Matías Garzón, y la asistencia, para mostrar su apoyo, del diputado provincial de zona, Carlos Fernández Chanca, y los candidatos a las Cortes de Castilla y León del PSOE por Salamanca, Fernando Pablos, Juan Luis Cepa, Carmen García y Javier Calvo.

El portavoz socialista provincial ha instado a los vecinos concentrados a reflexionar y hacer retrospectiva para ver si en los últimos 35 años de gobierno del PP  en Castilla y León habían notado alguna mejora en cuanto a la atención médica se refiere, “estamos peor ahora y lo que es peor, la sanidad rural sigue en declive” ha indicado.

A día de hoy el Plan de la Junta respecto a la sanidad rural, “que está colgado y se puede ver porque no lo han retirado de la página web del Sacyl” ha denunciado Rubio, “sigue siendo cerrar consultorios en los pueblos”  porque no hay mayor cierre “que no mandando médicos, enfermeras y recursos materiales tal y como sigue ocurriendo en el medio rural de toda la provincia, vaciarlos es el mayor de los cierres aunque el edificio se mantenga” ha apostillado

El PSOE lleva denunciando los gravísimos problemas y los ataques contra la sanidad rural muchos años, ha reivindicado el portavoz socialista en la Diputación, “estamos de forma permanente en los pueblos, hoy aquí en Boada, mañana y pasado en otro pueblo, donde los médicos y las enfermeras han desaparecido, porque creemos en la sanidad pública rural y de calidad” indicó tras comprometerse a seguir trasladando a los responsables sanitarios de la Junta la problemática que están viviendo los habitantes del mundo rural, reclamar soluciones para una situación que ha calificado como insostenible, “no se puede aguantar ni consentir que los pueblos se queden sin consulta, sin médicos, sin enfermeras no solo durante semanas sino también de forma permanente”

Esto no es una cuestión de falta de personal como dice la Junta, ha lamentado Rubio, “esto es una cuestión de creer o no creer en la sanidad pública”, tras achacar al Gobierno autonómico presidido por Mañueco las malas condiciones laborales que ofrece a los profesionales sanitarios de la Comunidad, “bajos salarios, temporalidad y precariedad en la contratación, lo que supone que los médicos y enfermeras que formamos aquí, terminen yéndose a otros lugares donde están mejor considerados”

“El PP, la Junta, el señor Mañueco”, ha recriminado para concluir el portavoz provincial del PSOE y alcalde y residente en Juzbado, “no creen que nosotros merezcamos una igualdad de derechos que los que habitan en el medio urbano”

Una recriminación en la que también ha insistido el cabeza de lista a la Cortes por Salamanca en los comicios del 13 de Febrero, Fernando Pablos, quien ha aconsejado a los vecinos presentes en la concentración “no fiarse de los que en campaña o cuando vienen elecciones dicen o hacen lo contrario de lo que han dicho o han hecho en el tiempo anterior” en clara alusión al PP y su candidatos Alfonso Fernández Mañueco, “que ahora dice que va a hacer lo que cuando ha estado en el gobierno no ha hecho”

“Si en Castilla y León no hay médicos” ha incidido Pablos, “es porque la Junta ha dejado más de 400 plazas de médicos de familia sin convocar” y lo que es peor, “lo que ofrecen a los médicos en nuestra provincia es mucho menos que lo que le ofrecen en otras y terminan yéndose a pesar de haberse formado aquí”

Declaraciones todas ellas que han sido refrendadas por el otro candidato a Cortes por el PSOE de Salamanca y el alcalde de Boada, Juan Luis Cepa y Matías Garzón respectivamente, y también presentes en la concentración reivindicativa. Cepa ha culpado a la falta de gestión y de planificación del gobierno autonómico el haber llegado a esta situación, “que no solo se da en Boada sino en la gran mayoría de los pueblos de la provincia” ha indicado, tal y como ha reafirmado el alcalde Matías Garzón, “a la Junta le ha pillado el toro y ahora lo estamos pagando todos los que vivimos en  las zonas rurales, esto es una situación insostenible que va a ir a más, y nos sentimos abandonados” tras pronosticar que “con este caos, los pueblos se van a quedar vacíos”